miércoles, 28 de junio de 2017

RESEÑA (by MH) ::: ESTALLIDO EN EL SILENCIO - Carmen Crespo Saitua




Título original: Estallido en el silencio
Autora: Carmen Crespo Saitua
Editorial: maLuma
Páginas: 265
Fecha publicación: febrero 2017
Encuadernación: rústica con solapas
Precio: 15 euros 
Diseño de cubierta: @GReal





 
Esteban Ridau, decorador de éxito y pagado de sí mismo, no acepta la pérdida de su esposa Laura a causa de un accidente de tráfico. En el momento en que toma conciencia del vacío absoluto en el que se encuentra como rey sin reina ni reino, y a punto de caer en una profunda depresión, descubre unos datos sobre su esposa, que le muestran una mujer diferente a la que él conocía.

¿Quién era realmente Laura? ¿Con quién había estado conviviendo todos aquellos años?Su orgullo herido le impulsará a investigar sobre la aparente doble vida de su esposa.

Mario, un taxista argentino, y otros personajes singulares acompañarán a Esteban en sus pesquisas por la ciudad de Barcelona, una ciudad desconocida para él, marcada por las desigualdades sociales.

Hoy os traigo una novela de esas que no hacen ruido por la red, de la que de hecho no he leído ni una sola reseña, y que sin embargo se merece que le deis una oportunidad si se os pone por delante porque vale mucho la pena. Aunque ya había publicado varios relatos, es la primera novela de la autora vasca Carmen Crespo, y sinceramente esa vítola de escritora novel no se aprecia por ningún sitio, sobre todo por la sensata forma de escribir y de acompañar a los personajes a lo largo de la novela, que resulta muy notable.

La historia comienza en un hospital de Barcelona, donde Esteban acaba de despertar de un coma de varias semanas tras un accidente de tráfico. A su hijo Joaquín y algunos familiares corresponde decirle que su mujer, Laura, falleció en ese accidente. Pero Esteban, a pesar de estar perdidamente enamorado de su mujer, no reacciona como ellos esperan. No llora la muerte de Laura; de hecho, se lo toma como una afrenta hacia él. Es un hombre frío, orgulloso, presuntuoso; siente que su mujer le ha abandonado, que le ha fallado, y quiere quitársela de la cabeza: no se merece que sufra por ella. Se comporta como si no le importara, no muestra dolor ni sentimientos, hablar sobre ella le resulta un incordio... la culpa de su propia muerte. Durante este tiempo encuentra el resguardo de una platería entre la ropa de su mujer. Él, además de decorador, es dueño de una joyería, y no tiene sentido que acudiese a otro sitio para hacer un encargo. Laura no haría algo así, no era propio de ella. ¿Qué le ocultaba?

Esteban tarda seis meses en dar rienda suelta a su dolor, a su duelo, y es en ese momento, cuando la depresión comienza a rondarle, que decide investigar en serio lo que se esconde tras ese resguardo; averigua muchas cosas, pero no consigue encontrar el nexo que las une y el misterio último de Laura no acaba de ver la luz. Sin embargo, poco a poco, y con la ayuda de Mario, un taxista que termina por convertirse en su enlace con la realidad de un mundo con el que nunca ha llegado a estar conectado, todo comienza a cobrar sentido, y Laura, como persona y mujer, se revela ante sus ojos.

La estructura narrativa de la novela está dividida en dos partes: la presente y actual, con Esteban despertando del coma, recuperándose, intentando rehacer su vida e investigando el secreto de Laura, y otra parte donde predominan esporádicos flashbacks, en los que advertimos el descontento de Laura con su vida, los muchos proyectos que tenía, las muchas inquietudes que quería transformar en hechos, y el poco interés que demostraba su marido en todo lo que no fuese él, sus proyectos, su trabajo y lucir a su radiante esposa allá por donde iba.

Es difícil enmarcar esta novela en un solo género. No pertenece a ninguno y bebe de varios.  Es la historia de Esteban, de cómo vive en un limbo emocional hasta que el limbo se destruye y con él la muralla detrás de la cual se esconde; la historia de cómo debe aprender a vivir no solo una nueva vida sin Laura, sino una existencia donde tenga cabida todo aquello a lo que dio la espalda cuando vivía omnipotente reinando en su propio reino, sin dedicar un solo pensamiento a todo aquello que no fuera él mismo y el amor que sentía hacia su mujer, un reino en el que ni siquiera su hijo tenía cabida. Pero sobre todo es la historia de Laura, de una mujer que era mucho más que "la mujer de", rol en el que le tenía arrinconada su marido por muy enamorado que estuviese de ella... o precisamente por eso. La quería tanto que solo la quería para él, que creía que ella no necesitaba más que amarle a él, y ella guardaba mucho más en su interior de lo que le estaba permitido dejar salir. Laura es el personaje a descubrir en esta historia, y es del que menos puedo hablar por si decidís acercaros y conocerla.

Pongo por delante un aspecto esencial de la historia... una confesión personal: Esteban no me ha caído bien en ningún momento. Ni al principio, ni en el medio, ni al final. De hecho me ha caído mal. Es un personaje frío, antipático, distante, machista incluso. Durante su investigación, Esteban adopta un alter ego, el de un investigador privado (profesión que la autora conoce bien), al que pone incluso nombre: Tomás Ullviu. Mientras tenía el libro entre las manos, no acababa de comprender la necesidad de este desdoblamiento; cuando llegué al final y lo cerré, mi sensación fue que la existencia de este detective privado no tenía como fin la investigación tal cual, sino abrir camino hacia el nuevo Esteban, menos pagado de sí mismo, menos egocéntrico, más humano y abierto hacia el mundo que le rodea. Aun así, con o sin redenciones, es un personaje que como lector resulta difícil empatizar con él... o al menos esta lectora que os habla no ha empatizado nada con él. No sé si era la intención de la autora, o si solo ha sido percepción mía. Pero esto os lo recalco para poner de relieve algo más al hilo de esta circunstancia: que da absolutamente igual. A mí me ha dado absolutamente igual. Que Esteban caiga bien o mal es totalmente indiferente para que la historia enganche, para que quieras saber lo que ocurrió, qué escondía Laura, y para que, a pesar de todo, acompañes a Esteban en su particular viaje por las calles de Barcelona en busca de quién fue su mujer y qué vidas (aparte de la que vivía junto a él) escondía.

Estallido en el silencio es una historia de personajes; no ofrece fuegos de artificio ni impactantes giros argumentales. Esteban es un hombre arrogante que ha vivido demasiado tiempo con los ojos cerrados y que busca conocer a la mujer con la que compartía su vida: no la veía más que a ella, y a pesar de eso no la veía. Una historia de personas normales que pasean y viven por las calles de Barcelona; imperfectas en su humanidad, humanas en su búsqueda de algo más. Una lectura muy recomendable.



Carmen Crespo Saitua (Getxo, Bizkaia). Estudió en la Escuela Superior de Comercio y piano en Bilbao, y Civilización Francesa en La Sorbona.

Reside en Barcelona desde 1971, en donde trabajó en una agencia de detectives privados y más tarde en la Tesorería de la Seguridad Social.

Ha publicado el cuento Lucía y las espadas de fuego en el libro Cuentos por Haití, y varios relatos, como el dicotómico El apagón en el libro Cuentos diversos, editado por la editorial Hijos del Hule.

En libro electrónico: Avatar, en El enemigo interior, y El monstruo, en El doctor Trelawney, editado por Playa de Akaba VVAA; también La Caja (1915), curiosa novela escrita a cinco voces con las componentes del grupo literario "Las cinco de Salambo".

Estallido en el silencio es su primera novela.

lunes, 26 de junio de 2017

RESEÑA (by MB) ::: EL GUERRERO A LA SOMBRA DEL CEREZO - David B. Gil




Título original: El guerrero a la sombra del cerezo
Autor: David B. Gil
Editorial: Suma de Letras 
Páginas: 731
Fecha de publicación: abril 2017
Encuadernación: rústica con solapas
Precio: 18,90 euros 
Imagen de cubierta: Cover Kitchen / Ruxandra Duru


Una historia de venganza y redención en el Japón de los señores samuráis. El guerrero a la sombra del cerezo fue finalista al Premio Fernando Lara del Grupo Planeta y ganadora del Premio Hislibris de Novela Histórica. Japón, finales del siglo XVI. El país deja atrás la Era de los Estados en Guerra y se adentra en un titubeante periodo de paz. Entre las víctimas del largo conflicto se halla Seizo Ikeda, único superviviente del clan regente de la provincia de Izumo, huérfano a los nueve años tras el exterminio de su casa. Hostigado por los asesinos de su familia y condenado al destierro y al olvido, inicia un largo peregrinaje al amparo de Kenzaburo Arima, último samurái con vida del ejército de su padre, convertido ahora en su mentor. En el otro extremo del país, Ekei Inafune, un médico repudiado por aplicar las artes aprendidas entre los bárbaros llegados de Occidente, se ve implicado en una conjura urdida a la sombra de los clanes más poderosos del país. Una conspiración capaz de acabar con el frágil periodo de calma que da comienzo. 
Una novela cruda y bella, cargada de matices, que nos hace viajar a través de un Japón devastado por más de dos siglos de guerra, entre cuyas cenizas, sin embargo, florecen los más hermosos cerezos.

Debo empezar diciendo que El guerrero a la sombra del cerezo es una ficción histórica. La parte de ficción la encontramos en las dos tramas que componen la narración; cada una de ellas es singular y diferente, y han ido intercalándose en la narración con una maestría que hace muy difícil decantarse por una u otra, pues realmente el autor ha sabido equilibrarlas adecuadamente a pesar de que sus personajes, ambientes e incluso años son diferentes y distantes.

La parte histórica la encontramos en la reconstrucción fidedigna de la sociedad medieval japonesa, sobre todo en la ambientación rigurosa y preciosista que David B. Gil hace de sus usos y costumbres en los datos y hechos históricos... en definitiva, la cotidianidad del Japón medieval y, en concreto, del periodo Edo de principios del siglo XVII, en los inicios del shogunato Tokugawa. 

En el momento en que el daimio Akiyama Ikeda (jefe del clan Ikeda) le encarga la seguridad y educación de Seizô Ikeda, su único hijo vivo, al general Kenzaburô Arima, este contrae un deber de gratitud hacia su superior, el jefe del clan. Los primeros pasos de Kenzaburô son superar y arrinconar todo su pasado, para así poder activar los engranajes de aquellos que también han contraído débitos de gratitud con él o con su familia, vía necesaria para cumplir su venganza y restaurar el honor de su daimio; de este modo justifica la verticalidad de relaciones (tate shakai) que caracterizaba a la jerárquica y estricta sociedad medieval japonesa.

Kenzaburô, general de la casa Ikeda, es digno representante de su casta, los samuráis, los cuales se rigen por un código de conducta que sustenta su esencia vital, encontrando en él valores como el honor, el valor, el deber, la lealtad, la disciplina y, sobre todo, la fuerza física y mental. Aglutinando lo anterior en una sola palabra: giri (el deber de pagar la gratitud a tu superior).

Al tiempo que cobra antiguos débitos, Kenzaburô intenta averiguar el qué y el por qué de lo ocurrido a los Ikeda. Mientras, hay que esperar a que Seizô siga creciendo y aprendiendo lo necesario para enfrentarse a su destino. 

David B. Gil, en su impecable narración y con gran sutileza, va entretejiendo y alternando la trama de Kenzaburô con la vida de Seizô Ikeda, apenas un niño y último descendiente, cuyo mundo se ha derrumbado y al que solo le queda aferrarse a la figura del general, el único que lo mantiene cuerdo y a flote.

Por otro lado, en El guerrero a la sombra del Cerezo conocemos a Ikei Inafune, médico ambulante e integrador de la medicina tradicional y la occidental. Su mentalidad abierta le hace ver y entender que todos los conocimientos no son únicos, exclusivos ni pertenecientes a una sola clase o familia. Se debe a su daimio Munisai Shimizu por haberle facilitado los recursos y medios para desarrollar su profesión; por ello, cuando Shimizu activa su deuda con Ikei Inafune, este debe pagar la gratitud hacia su superior con los recursos que posee, entre los que se encuentran su infinita paciencia, disciplina, sabiduría, organización.. y el más importante: su visión de la oportunidad y el momento adecuado para sus fines.

Los dos, Seizô e Ikei, están compuestos por la misma esencia, esa singularidad que se diluye para poder formar parte de la colectividad, la que representa tu casta o familia. Así pues, pueden compararse con celdas de colmenas que trabajan para un todo: un Daimio, si hablamos de Ikei, o para restaurar el honor de su uchi (familia), si nos referimos a Seizô.

Así, alternando sus biografías, conoceremos la dualidad de sus deseos honne/tatemae (lo que piensan y lo que demuestran) mediante todos los giros argumentales que David B. Gil nos plantea y presenta, y cuyos elementos nutricionales principales son el honor y el deber con el propósito de cumplir una fría y afilada venganza

La narración es rica en matices y detalles. Sobre todo destaco las maravillosas descripciones de David B. Gil, que evocan tierras lejanas con unas costumbres que pueden parecernos diferentes y dispares pero que, combinándolas con los elementos narrativos occidentales empleados en la novela, el lector llega a creerse que las intrigas, venganzas y aventuras vividas por todos los personajes (principales y secundarios), lejos de parecernos extrañas, puede vivirlas cualquiera... Ello provoca ansia lectora y a la vez empatía con las historias que encierra El guerrero a la sombra del cerezo.

Todos los personajes han sido construidos y diseñados magníficamente, pero mi favorito, sin duda, por los pasos que dirige hacia su destino, es Seizô Ikeda. Esos pasos revelan los principios y valores que emergen de un corazón puro.


David B. Gil (Cádiz, 1979) es licenciado en Periodismo, posgraduado en Diseño Multimedia y máster en Dirección de Redes Sociales. Ha trabajado como redactor editorial y ha publicado artículos para DC Comics en España y Latinoamérica. También ha sido responsable de comunicación y redes sociales en diferentes organizaciones políticas, además de redactor en varios medios de comunicación.

Autoeditó El guerrero a la sombra del cerezo (publicada en 2017 por Suma), que fue finalista del Premio Fernando Lara del Grupo Planeta y es la única obra autopublicada ganadora de un Premio Hislibris de Novela Histórica. A día de hoy continúa siendo la ficción histórica más vendida y mejor valorada de Amazon España. Hijos del dios binario (Suma, 2016) es su segunda novela, un thriller futurista que juega con los códigos del noir y la literatura cyberpunk, proclamada por varias publicaciones especializadas como la mejor novela de ciencia ficción aparecida en España durante su año de publicación.

viernes, 23 de junio de 2017

HOMENAJE A JANE AUSTEN - ACTUALIZACIÓN Y PREMIOS A SORTEAR

¡Buenos días a todos!

Os prometimos que cuando supiésemos más o menos seguro los libros a sortear en nuestro homenaje juliano a Jane os lo comunicaríamos, así que aquí estamos. No sabemos a ciencia cierta si son todos los que están (presumiblemente no se añadirá ninguno más), pero os aseguramos que están todos los que son. Es decir, los que os ponemos aquí son SEGUROS.

Antes unas cuantas cosillas.



Puesto que nosotras, por falta de días, tenemos que extender el homenaje hasta la primera semana de agosto, justo es que también os lo extendamos a quienes os unís al homenaje publicando una reseña de Jane, con lo que el plazo que tenéis para hacerlo es todo el mes de julio y la primera semana completa de agosto... hasta el 6 de agosto concretamente. Así podéis ir un poco más desahogados también.

Acordaos, cuando publiquéis la reseña, de adjuntar el enlace en la entrada original del homenaje AQUÍ.

Sois ya unos cuantos los que habéis confirmado vuestra participación, a los que os damos unas gracias enormes de corazón. Los dudosos todavía tenéis unos días para decidiros y los que lleguéis nuevos, bienvenidos. Recordad que tenéis hasta el 30 de junio para apuntaros (las bases las tenéis en el enlace de arriba).

Sobre los premios a sortear, hemos hecho un esfuerzo económico enorme para poder abarcar lo máximo posible. Se ha hecho lo que se ha podido para aunar calidad y cantidad, y no creemos que podamos sumar más ejemplares por nuestra parte (salvo que pidamos cada una un préstamo o nos toque la lotería xD). En total son 13 premios, 8 comprados por nosotras y 5 aportados por editoriales. Por ello, porque sin ellas no sería posible lo grande que nos ha quedado esto, queremos dar desde aquí unas GRACIAS INMENSAS a las CUATRO EDITORIALES que han accedido a colaborar en este homenaje para hacerlo más grande, no solo por su aportación, sino por la rapidez, sensibilidad y amabilidad con que han accedido a hacerlo, entendiendo desde el primer momento lo que buscamos con este homenaje: fomentar la lectura y el conocimiento de esta grande de la literatura. AVENTURAS LITERARIAS, ESPASA, FUNAMBULISTA y NÓRDICA, muchísimas gracias por todo, de corazón.

Ahora sí, los premios.




Tal y como os comentamos, durante las 5 semanas de julio, se reseñará una de las 5 novelas principales de Jane que nos quedaban por reseñar en el blog, y se sorteará, después de la reseña, una edición de esa misma novela. En esto sorteos podrá participar todo aquel que quiera y que cumpla los requisitos normales que solemos pedir en otro sorteos. Estas son las 5 ediciones que os traemos:


  • LA ABADÍA DE NORTHANGER (ed. Alianza) - tapa dura con sobrecubierta
  • JUICIO Y SENTIMIENTO (ed. Alba, colección Minus) - rústica con solapas
  • MANSFIELD PARK (ed. Alba, colección Minus) - rústica con solapas
  • EMMA (ed. Alba, colección Minus) - rústica con solapas + ilustraciones de la época
  • ORGULLO Y PREJUICIO (ed. Espasa) - pack libro tapa dura + 2 dvds con la miniserie de 1995 protagonizada por Colin Firth. GRACIAS A LA EDITORIAL POR EL PACK



Estos son los libros que sortearemos entre todos aquellos que se unan al homenaje (apuntándose antes del 30 de junio, tal y como comentamos arriba, no valdrán los que reseñen sin haberse apuntado previamente) reseñando desde el 1 de julio y hasta el 6 de agosto una novela de Jane o relacionada con ella. Una vez haya terminado el periodo de reseñas y dependiendo del número de reseñas finales, miraremos la mejor forma de hacer el sorteo, pero intentaremos en la medida de lo posible que no os toque un libro que ya tengáis, que sabemos que es un sorteo peculiar porque sorteamos a la misma autora a la que estáis reseñando y de la que es posible que tengáis alguna de las ediciones que se sortean. Estos son los 8 premios a sortear:

  • LONDRES EN LAS NOVELAS DE JANE AUSTEN (ed. Aventuras Literarias) - mapa literario del Londres de principios del XIX a través de los libros y vida de Jane Austen. GRACIAS A LA EDITORIAL POR EL EJEMPLAR
  • EL CASTILLO DE LESLEY (ed. Funambulista) - rústica con solapas. GRACIAS A LA EDITORIAL POR EL EJEMPLAR
  • LOS WATSON (ed. Nórdica) - rústica con solapas + ilustraciones de Sara Morante. GRACIAS A LA EDITORIAL POR EL EJEMPLAR
  • LADY SUSAN (ed. Nórdica) - rústica con solapas + ilustraciones de Javier Olivares. GRACIAS A LA EDITORIAL POR EL EJEMPLAR
  • SENTIDO Y SENSIBILIDAD (ed. DeBolsillo) - tapa dura con lazo de punto de lectura
  • PERSUASIÓN (ed. dÉpoca) - tapa dura con sobrecubierta + ilustraciones de la época + dvd documental
  • CARTAS (ed. dÉpoca) - tapa dura con sobrecubierta + carpeta láminas con citas de sus libros
  • ORGULLO Y PREJUICIO (ed. Alfaguara) - tapa dura + ilustraciones de María Hesse.


Esperamos que sean de vuestro agrado y que os animéis a participar. Nosotras estamos deseando empezar con el mes :)

Y aunque ya os lo recordamos arriba, lo volvemos a recordar aquí abajo. ESTE ES EL ENLACE para que consultéis todo lo que queráis sobre el homenaje de julio y os apuntéis si queréis uniros a él :)

miércoles, 21 de junio de 2017

TESOROS EN EL DESVÁN #2 (by MB) ::: EL BARBERO Y OTROS CORAZONES SOLITARIOS + LAS CARTAS DE VÉRONIQUE

Título original: The Matchamaker of Périgord
Autor: Julia Stuart
Editorial: Random House Mondadori
Traducción: Laura Manero Jiménez
Páginas: 352
Fecha de publicación: 2009
Encuadernación: rústica
Precio: 8,95 euros 
Diseño de cubierta: Random House Mondadori


Una brisa perpetua recorre las calles de Amour-sur-Belle, una aldea tan fea que ni ni los ingleses quieren vivir en ella. Guillame Ladoucette, el barbero, se ve obligado a cerrar su negocio ya que sus clientes, cada vez de más edad, se están quedando calvos. Como solución monta una agencia de citas pues, pese a su nombre, el amor es la única cosa que le falta a Amour-sur-Belle, donde las viejas enemistades nunca llegaron a cicatrizar.
 


Si nos apetece salir de casa, conocer otros lugares, degustar una cocina rica en productos naturales, orgánicos y ancestrales, mi sugerencia es sin lugar a dudas visitar Amour-sur-Belle, un pueblo perteneciente a la comarca del Périgord (Francia). Aunque en el libro se nos dice que es uno de los pueblos más feos de la comarca, a mí no me lo parece; de hecho creo que contiene todos los ingredientes para opinar lo contrario, empezando por sus peculiares y maravillosos habitantes, entre los que destaca Guillaume Ladoucette, barbero y hombre emprendedor que ha alcanzado las cotas más altas en su oficio. Cuando las modas cambian, o simplemente los clientes van perdiendo la melena, estudia su situación, innova, realiza un plan de empresa, observa y aplica todos los techos de mercado que no se han cubierto en su pueblo, descubriendo una de sus principales carencias: el amor.

Así arranca su nueva empresa, una agencia de citas, y todas las vidas de sus vecinos cambian, se oxigenan y, en definitiva se transforman, pues los roles cerrados, las costumbres adquiridas o heredadas ya no serán los motores que mueva sus días y sus decisiones. Ahora será Guillaume el que les hará superar sus naftalinos recuerdos para adaptarse a los nuevos tiempos.

Como no quiero convertir una recomendación en una reseña, solo queda decir que recomiendo El barbero y otros corazones solitarios porque disfruté cada página, personaje, plato y situación que Julia Stuart escribió, y todo ello sin dejar de sonreír o carcajear.

Guillaume Ladoucette se limpió sus delicados dedos en la pernera del pantalón antes de introducirlos en el bote de cristal. Mientras los meneaba en la fría grasa resbaladiza, notó que tocaba un tobillo y se le hizo la boca agua.

Título original: The French Postmistress
Autor: Julia Stagg
Editorial: Roca
Traducción: Mª del Puerto Barruetabeña Díez
Páginas: 368
Fecha de publicación: 2014
Encuadernación: rústica
Precio: 5,95 euros
Diseño de cubierta: Mario Arturo
Cuando la oficina de correos se incendia, Véronique intenta influir entre sus contactos para encontrar una nueva ubicación. Pero los habitantes de Fogas están demasiado ocupados para aliarse en su causa. El alcalde Serge Papon, abrumado por el dolor de la muerte de su esposa, ha perdido su joi de vivre, así como su interés por la política (y los croissants) de Fogas, y parece que el infatigable teniente de alcalde Christian, cuya tendresse por Véronique lo convierte en su habitual protector, muy pronto dirá au revoir al pueblo. Si a esto lo sumamos la controvertida iniciativa del gobierno para reintroducir osos en el área, los habitantes de Fogas se convertirán en los testarudos que atenten contra el normal desarrollo del bendito Tour de Francia, y hasta contra la existencia de Fogas mismo. 


Para mi segunda recomendación seguiré el hilo conductor de la primera: viajaremos a un pueblo francés, esta vez localizado en los Pirineos más auténticos y profundos, desmarcándonos así de las transitadas rutas turísticas, y lo hacemos de la mano de una autora inglesa, Julia Stagg. 

Una oficina de correos puede no parecer tan importante, pero para un pueblo cuya población se ha desangrado significa la supervivencia del mismo, el mantenimiento de su localidad e individualidad. ¿Cómo puede llegar a pasar algo así? Simplemente se van cerrando las casas, se trasladan los servicios, ya no hay niños... hasta que al final el único habitante muere o cierra su puerta y se larga. Véronique ve peligrar su puesto de trabajo al tiempo que su pueblo se va desmembrando y su alcalde pierde las ganas y la ilusión por su persona y por su pueblo. Fogas, para Véronique, supone el "ikagai": la razón de vivir, el factor determinante para su supervivencia y su felicidad y, por tanto, como ciudadana activa y ejemplar, luchará y luchará para sacar de esa inercia paralizante a todos sus vecinos, haciendo todo lo posible y lo que a priori parece imposible... y una de las primeras acciones será rescatar y resucitar a su alcalde.

Recomiendo Las cartas de  Véronique por ser una historia tan entretenida y bonita, por la ambientación, los Pirineos en estado puro y primigenio, sus recios personajes y, sobre todo, por la narración sencilla, ágil y dinámica de Julia Stagg, que ya me había conquistado con su anterior libro de L´auberge. Un hostal en los Pirineos.
Por encima de los verdes valles de Ariége-Pyrénées, en un rincón de Francia fronterizo con España y Andorra, había un hombre sentado junto a un pequeño claro, esperando, con sus largas extremidades flexionadas de forma incómoda y el vaho de su respiración formando nubes blancas entre el colorido follaje que le ocultaba.

lunes, 19 de junio de 2017

RESEÑA (by MH) ::: DESAPARECIDO - C. L. Taylor



Título original: The missing
Autora: C. L. Taylor
Editorial: Duomo (colección Los Imperdibles)
Traducción: Begoña Prats Rojo
Páginas: 440
Fecha publicación original: 2016
Fecha esta edición: mayo 2017
Encuadernación: cartoné con sobrecubierta
Precio: 19,80 euros 
Imagen y diseño de cubierta: Opalworks BCN
QUIERES A TU FAMILIA.
TE HACEN SENTIR SEGURO.
CONFÍAS EN ELLOS.
PERO ¿DEBERÍAS?

Cuando Billy Wilkinson, de 15 años, desaparece en mitad de la noche, su madre, Claire, se culpa a sí misma. No es la única en hacerlo. No hay un solo miembro de su familia que no se sienta culpable, y los Wilkinson están tan acostumbrados a guardar secretos entre ellos que la verdad no empieza a salir a la superficie hasta seis meses después. Claire está segura de que sus amigos y su familia no tienen nada que ver con la desaparición. El instinto de una madre nunca se equivoca... ¿O sí?


Un buen thriller en verano no hace daño, que diría aquel, y a 40 grados apetece algo que entre fácil y sea fresquito... pues eso es Desaparecido

Cuando conocemos a la familia Wilkinson, han pasado seis meses desde la desaparición del hijo pequeño, Billy. Seis meses en los que no han recibido ni una sola noticia de él, con lo que no saben a ciencia cierta si se ha marchado por voluntad propia o si alguien se lo ha llevado. Seis meses en los que han tenido que pasar por muchas fases, tanto a nivel personal como familiar, para adaptarse e intentar reconciliarse con la situación. Seis meses en los que les ha dado tiempo a pensar muchas cosas, a reflexionar sobre muchas situaciones, a sospechar de mucha gente y a mirar con recelo a aquellos más cercanos al adolescente, padre y hermano incluidos. Seis meses en los que se aprende a vivir con ese vacío, con esa incertidumbre, de cara a la galería, pero en los que las vidas de los que quedan atrás, esperando, buscando, intentando comprender, se hacen pedazos por dentro. Cuando desaparece un adolescente se desata el caos en su núcleo familiar, y eso es lo que C.L. Taylor intenta transmitirnos en esta historia.

Hay dos tipos de narración en el libro: uno que recoge fragmentos de conversaciones de alguna red social entre Billy y una persona de la que desconocemos su identidad desde 6 meses antes de la desaparición; el otro escoge como narradora en primera persona a la madre de Billy, Claire. El primero nos muestra a un Billy que a duras penas reconocerían sus padres, ese otro yo que los hijos tienen y que sus padres desconocen, ese hijo que muchos padres jamás pensarían que tienen; en el segundo todo lo vemos a través de los ojos de Claire, desde su subjetivo punto de vista, y me ha gustado mucho la forma de plantearlo, sus reacciones, sus sospechas, su desesperado intento de aferrarse a algo que le haga mantener la cordura, su desasosegante miedo a que su familia se rompa en pedazos.


Junto a Claire transitan por la historia una serie de personajes a los que solo conocemos y vemos a través de ella. Es inevitable que de este modo queden más difuminados, pero aun así creo que cumplen su cometido a la perfección: su marido Mark, que en un principio llegó a ser sospechoso de la desaparición; su hijo Jake, que lidia con la desaparición de su hermano como puede entre pesas de gimnasio y alcohol; y Kira, novia de Jake, que vive con ellos desde hace un par de años, con un pasado familiar turbulento y que rehúye cuanto puede el cariño que Claire quiere ofrecerle. Aparte de ellos, un abanico de personajes se despliega entrando y saliendo de la narración: está claro casi desde el principio que si alguien se llevó a Billy, era conocido por él o su familia, y Taylor nos ofrece unos cuantos de los que sospechar. Todos, o casi todos, tienen secretos, y poco a poco los iremos descubriendo junto a Claire, que conforme avanza la narración es consciente de algo que todos deberíamos saber: es casi imposible conocer al cien por cien a la gente que te rodea.

Taylor es psicóloga, y quizás por eso introduce un aspecto en el que muchas veces no se piensa cuando se habla de estos casos, que es el síndrome de estrés postraumático que sufren las personas que se enfrentan a situaciones límite como esta. No han sido mis capítulos favoritos, pero a pesar de eso los he visto muy necesarios para comprender al personaje de Claire, para llegar a lo que ella realmente no quiere o no puede contarnos. Tampoco elude la autora la la crítica a los medios de comunicación, ávidos de titulares y carroña con los que comerciar y aumentar ratings de audiencia aun a costa del dolor de unos padres que no saben qué ha sido de su hijo; acusan y señalan con el dedo sin pruebas, alimentan las dudas de sus lectores y telespectadores con respecto a la familia para causar sensacionalismo, captan primeros planos del sufrimiento ajeno sin conciencia alguna para luego hacer como si les importara.

Tengo que comentar una percepción que he tenido durante toda la lectura. Cuando leía las conversaciones que cada ciertas páginas nos muestra la autora entre Billy y una persona desconocida para el lector durante los meses previos a la desaparición, me daba la sensación de que estaban escritas de tal manera que, quienes han leído el libro en su idioma original inglés, no han sabido hasta el final si con quien hablaba Billy era un hombre o una mujer. Esa ambigüedad, por las características propias del castellano, ha sido imposible mantenerla en la traducción (nuestros adjetivos sí denotan el masculino y el femenino), con lo que hemos sabido en todo momento el género de la persona con quien Billy hablaba, lo que reduce muchísimo el abanico de sospechosos. Se intuye que esa persona se mantiene en secreto porque tiene algo que ver con su desaparición, y creo que quienes lean este libro en inglés tienen bastantes personas más entre las que escoger para sospechar. Pero lo bueno, lo mejor que tiene este libro, es que está contado de una manera tan absorbente que te da igual. Aunque sepas, o imagines, qué persona muy concreta puede estar involucrada en la desaparición de Billy, te mueres por saber qué pasó y cómo pasó, porque la autora sabe cómo racionarte la información y hacerlo de tal manera que devores las páginas esperando el desenlace.

En fin, que es un thriller muy entretenido que aborda una situación psicólogicamente extenuante, el modo en que algo así afecta a una familia y su desesperado intento por no resquebrajarse. Son 69 capítulos cortos y ágiles que hacen que el libro se lea del tirón, y que conducen hacia un final que me ha gustado, sin dobles giros con pirueta ni extravagancias raras, y eso que veía venir casi desde el principio qué personajes podrían estar involucrados. Como digo al principio, una lectura fresquita y que entra muy fácil.


C.L. Taylor nació en Worcester (Reino Unido, 1973) y estudió Psicología en la Universidad de Northumbria. Comenzó su trayectoria como escritora en 2005 con relatos que han sido publicados en prestigiosas publicaciones, pero fue su novela debut, Los confines del silencio (Duomo, 2015), la que le permitió ocupar las primeras posiciones en las listas de los más vendidos, en las que ha permanecido desde entonces, gracias a otros thrillers psicológicos de gran éxito como The Lie (2015). Así, sus libros han alcanzado ya la cifra del millón de ejemplares vendidos en Reino Unido y han sido publicados en otros quince países.

viernes, 16 de junio de 2017

RESEÑA (by MH) ::: LA CÁMARA DIABÓLICA - Ernest William Hornung



Título original: The camera fiend 
Autor: Ernest William Hornung
Editorial: Defausta (colección Cosecha Negra)
Traducción: Susana Prieto Mori
Páginas: 224
Fecha de publicación original: 1911
Fecha esta edición: marzo 2017
Encuadernación: rústica con solapas
Precio: 19 euros 
Imagen de cubierta: orbandomonkos
Diseño de cubierta: Alicia Geijo

Pocket Upton, estudiante en un internado inglés, soñador, asmático, sonámbulo y fascinado por las historias de crímenes y aventuras, recibe permiso para pasar el día en Londres, ocasión que aprovecha para comprar un revólver en una casa de empeños. Pero las cosas no salen como él espera y pierde el último tren de regreso al internado. Sin saber a dónde ir, se decide a pasar la noche a la intemperie. El ruido de un disparo lo despierta de madrugada: está caminando dormido, con el revólver en la mano, un cadáver en el suelo cerca de él y un misterioso extranjero que se ofrece a ayudarlo. Pocket, asustado, lo sigue a ciegas hasta su casa, donde descubrirá que no todo es como se lo han hecho creer y tendrá que desentrañar el misterio de la cámara diabólica.

¿Cuál es una de esas cosas que me hacen feliz de la literatura? Los clásicos inéditos, jamás traducidos al castellano, que algunas editoriales se están encargando de recuperar del baúl del olvido y ofrecernos en ediciones bonitas y cuidadas (qué portada más bonita para alguien como yo que adora Londres). Creo que ya habrá quedado claro a estas alturas que me encanta conocer a autores que en su día tuvieron un nombre, que en su país de origen siguen teniéndolo, pero que en España, por la razón que sea, ni llegaron en su época ni lo han hecho después. Pues eso es La cámara diabólica, recuperada en este caso por Defausta en una nueva colección de crimen y misterio, Cosecha negra.

Por cierto, espero no ser la única que no sabía que Arthur Conan Doyle tenía un cuñado también escritor, pero debo admitir (y admito) que no conocía de nada a E. W. Hornung y mucho menos su parentesco con sir Arthur, y ha resultado una muy grata sorpresa. Ah, aquellos que os dé cosilla el género de terror no os desaniméis por lo que pueda dar a entender el título porque nada que ver. Es una novela de misterio, con una investigación de por medio (sin excesivo peso en la trama) y algo (muy poco a pesar de lo que pueda parecer en un principio) de esoterismo u ocultismo.

Tony "Pocket" Upton es un joven de dieciséis años interno en una escuela pública (que en Inglaterra significa todo lo contrario que por aquí, son escuelas privadas, de pago... England is different). Sufre de unas crisis terribles de asma que le obligan a ir de tanto en tanto a Londres para acudir a la consulta del médico que le trata la enfermedad, y cuando eso ocurre debe hacer noche en la capital londinense. Tiene varias posibilidades donde quedarse, y si esas posibilidades se tuercen, debe volver al colegio. Pero Pocket tiene una forma muy peculiar de ser, y en esta ocasión no solo le deniegan la cama en los dos sitios que tenía pensados, sino que pierde el tiempo como solo él sabe hacerlo y no llega a coger el tren de vuelta. Podría pasar la noche en un hotel, pero a media tarde tiene la brillante idea de hacerse, por puro capricho, con una pistola y una caja de balas en una casa de empeños, así que tampoco tiene ni un penique en el bolsillo. 

Os estaréis dando cuenta de que Pocket, llamado así por ser una edición de bolsillo de sus perfectos hermanos (sobran las explicaciones), es un personaje poco resolutivo, aventurero de pensamiento pero un tanto vago, con tendencia a perder el tiempo, a no prever el alcance de sus actos y a no preocuparse mucho por nada hasta que se lleva los sustos. Pues sumemos que es sonámbulo, que decide pasar la noche a la intemperie en Hyde Park... y que a la mañana siguiente se despierta paseando en sueños por el parque tras escuchar un disparo y con la pistola en la mano. Un médico que casualmente estaba por allí haciendo fotos, el siniestro alemán Baumgartner, se ofrece a ayudarlo cuando ve que comienza a sufrir una crisis asmática y se lo lleva a su casa.

Este espeluznante médico no solo le dice que le ha visto hacer algo en el parque que Pocket no recuerda y que debe esconderse en su casa hasta que pase un tiempo, sino que le explica que con su cámara fotográfica intenta capturar el espíritu de los muertos en el mismo instante en que abandona sus cuerpos. Muestra un desprecio absoluto por la vida humana en pos de un conocimiento supremo, manipula la mente del joven e influenciable adolescente para aterrorizarle ante la sola idea de abandonar la casa, y Pocket pronto se da cuenta de que no le resultará fácil escapar de las garras del médico y que las cosas no son como parecen o le quieren hacer creer. Por otro lado, y ante la falta de noticias del joven, su padre acude a un detective londinense, Eugene Thrush, quien, con la ayuda de su mayordomo y agente de campo en sus pesquisas, Mullins, intentará encontrar al muchacho.

Como veis tenemos dos partes diferenciadas en la historia: la que sigue a Pocket Upton en su vagabundeo y posterior ocultación en Londres, y la que se centra en la investigación de la desaparición de Pocket, con el agente de investigación Thrush a la cabeza. Al principio el ritmo es muy distinto entre ambas partes, muy pausado cuando estamos con Pocket y el doctor en los comienzos de la historia, y mucho más dinámico cuando estamos con la familia Upton o el detective Thrush. Pero esta diferencia de tempo solo existe al principio, porque llega un punto en la que la historia de Pocket empieza a coger ritmo y ya no puedes soltar el libro hasta que termina, y en esto tiene mucho que ver el avance como personaje del propio Pocket y la entrada en escena de la joven Phillida. A mi parecer la historia va de menos a más, mucho más, hasta terminar cerrándose todo como es debido y sin fisuras, así que si os decidís a leerlo y veis que el principio os parece lento, dadle una oportunidad y seguid con él, porque Hornung construye una trama más complicada, enrevesada e interesante conforme avanzan las páginas, y acabaréis agradeciendo no haberlo dejado a un lado.

Ah, debo admitir mi ignorancia. Al leer el título pensé en una habitación, una estancia, que fuese diabólica por el motivo que fuese, y con esa idea en la cabeza comencé la lectura... cuál fue mi sorpresa al comprobar que no, que la cámara a la que se hace alusión es una cámara fotográfica (estereoscópica, para más señas... el 3D de hoy en día, para que nos entendamos), y mi interés se multiplicó por mil como apasionada de la fotografía que soy. Muchos son los fotógrafos que presumen de captar metafóricamente el "alma" del retratado a través de una imagen, pero el concepto al que alude la historia, la fotografía psíquica, el que una cámara de fotos sea capaz de captar el espíritu de un muerto mientras abandona el cuerpo al que pertenece justo después de fallecer, es un mito que actualmente sigue vigente y sigue estudiándose. De hecho hay científicos contemporáneos que dicen ser capaces de conseguirlo. Ver este tema tratado hace ya cien años me ha parecido sorprendente y fascinante (que yo comulgue con esto o no es otra cosa).

Termino. Es una historia muy de su época (el espiritismo estaba de moda) y en la que el personaje principal tiene características del propio autor. Incluso diría que la subtrama de la cámara parece sacada de la mente de su cuñado Doyle y su pasión por el ocultismo y el más allá (desconozco si compartían este interés los dos cuñados, aunque tiene toda la pinta de que sí). Por eso, en un principio, el argumento puede parecer un tanto arcano, místico, pero el autor se las apaña de maravilla para no espantar (y de hecho enganchar) a quienes no les guste ese género. Empieza por ahí, termina por ahí, pero entre medias tenemos una narración de misterio cuyo tempo no debe ni puede compararse con el ritmo frenético de este tipo de novelas hoy en día, y que aun así resulta muy, muy interesante y entretenida y un fiel reflejo de un movimiento que abrazaron muchos personajes célebres de la época.


Ernest William Hornung (1866–1921) nació en Middlesbrough, Inglaterra. Aquejado de asma desde la infancia, a los 33 años zarpó con rumbo a Australia, donde pasaría dos años, por motivos de salud, experiencia que inspiró el ambiente de muchas de sus 30 novelas. Es conocido principalmente por el personaje de A.J. Raffles, un ladrón de guante blanco del Londres victoriano, y su compañero Bunny Manders, inspirados en parte por los célebres Watson y Holmes (Hornung era cuñado de Arthur Conan Doyle) y en parte por Oscar Wilde y lord Alfred Douglas.